Material de Cambio de Fase (PCM), Inercia térmica 100 veces más eficiente

INTRODUCCIÓN

La abreviatura que se utiliza para estos materiales, PCM, proviene de sus siglas en inglés (Phase Change Materials). Son materiales con la capacidad de almacenar energía mediante su cambio de estado, en forma de calor latente.

Dentro de las muchas aplicaciones industriales que tienen este tipo de materiales, me interesa destacar su capacidad para aumentar significativamente la inercia térmica en los edificios, reduciendo considerablemente el peso y espesor de los muros.

 

La importancia de la inercia térmica

La inercia térmica juega un papel muy importante a la hora de alcanzar y mantener las condiciones de confort en un edificio. Las edificaciones con una gran inercia térmica mantienen la temperatura interior más estable. Funciona mediante el intercambio energético con el ambiente, como un gran almacén de energía, evitando los picos de temperatura y generando así situaciones de mayor confort. Ésta propiedad depende de la masa, del calor específico de los materiales y del coeficiente de conductividad térmica.

Principios físicos de los PCM

Para entender los principios físicos de los PCM es necesario comprender las siguientes formas de almacenar energía térmica:

Calor sensible: Cantidad de calor que absorbe o libera un cuerpo sin que en el ocurran cambios en su estado físico (cambio de fase), aumentando o disminuyendo su temperatura.

Calor latente: La energía que recibe el material se ocupa de realizar el cambio de estado pero no cambia su temperatura. Mientras ocurre este fenómeno de “cambio de fase” la temperatura del cuerpo permanece constante.

Un ejemplo muy común es lo que ocurre con el agua. El hielo se funde a 0ªC, y hasta que no se haya fundido completamente la temperatura no varía. Una vez fundido, si seguimos aplicando calor la temperatura incrementa hasta alcanzar los 100ºC, donde comenzará a evaporarse. La temperatura se mantendrá a 100ºC hasta que toda el agua se haya convertido en vapor. Si seguimos calentando lo que conseguiremos es que el vapor aumente de temperatura. El comportamiento del agua se corresponde con el siguiente gráfico:

La principal ventaja de los PCM es que almacenan grandes cantidades de energía a la temperatura de confort (21-23ºC) a través de su cambio de estado, en forma de calor latente. Como se observa en la siguiente tabla, el calor que almacenan los PCM en el rango de temperaturas de confort es más de 100 veces superior al que almacenarían los materiales más comunes en edificación.

 

Aplicaciones en la edificación (como inercia térmica)

Estos materiales trabajan intercambiando energía con el ambiente. Este intercambio se produce principalmente por superficie, aunque en determinados casos se fuerza este intercambio de energía ventilándolos. Por lo tanto la situación óptima serán las mayores superficies libres de una vivienda, como pueden ser los techos y las paredes o en cámaras bajo el suelo incorporando sistemas de ventilación.

Por otro lado, si lo que se desea es mezclar los PCM con otro material, la mejor opción son las parafinas microencapsuladas, consideradas actualmente como el PCM óptimo para este tipo de aplicaciones. Bien por su carencia de reactividad con otros materiales, bien por su capacidad de mezclarse como si de un árido se tratase. No debemos olvidar que estos PCM tienen un alto coste y sus posibles problemas a la hora de separarlos del material y reciclarlos.

 

Tipos de PCM para edificación

Sales hidratadas: bajo coste y capacidad de almacenamiento de grandes cantidades de calor por unidad de volumen, en comparación con las sustancias orgánicas. Pero a causa de sus problemas de súper-enfriamiento, segregación en el cambio de fase y corrosión se comenzó a investigar otro tipo de materiales, las parafinas.

Parafinas: Estos materiales presentaban una menor capacidad de almacenamiento y eran más costosos, sin embargo son más resistentes a la corrosión y mucho más estables. Además, se puede controlar la temperatura a la que se desea que cambien de fase, lo que les confiere un mejor comportamiento térmico. Han sido muchos los usos que se le han dado a estos materiales, pero es una capacidad en concreto la que merece ser destacada: la microencapsulación.

Parafinas microencapsuladas: El objetivo principal de la microencapsulación es la impermeabilidad que se le aporta a las parafinas. Esta propiedad consigue que el material no reaccione con otros elementos, se proteja de ser tóxico o nocivo, que no sea volátil y sobre todo que el cambio de estado se produzca en el interior de la propia microcápsula. Mediante esta propiedad se han llevado a cabo investigaciones para determinar cómo se pueden combinar estos materiales con otros convencionales de construcción.


Generalmente estas microcápsulas son polímeros (acrílicos) de color blanco, que dentro albergan las parafinas, que son una especie de ceras. Se distribuyen en un polvo seco y tienen un tamaño de entre 0,1 y 0,6 mm.

Angel Sánchez Inocencio

Colegiado COAATIE Albacete

 

 

 

 

Material de Cambio de Fase (PCM), Inercia térmica 100 veces más eficiente

Material de Cambio de Fase (PCM), Inercia térmica 100 veces más eficiente

Otras publicaciones

Guías Técnicas de Madera en Construcción
  • 16 dic. 2015

  • 5185

Guías Técnicas de Madera en Construcción

Materiales y sistemas constructivos A continuación te presentamos las Guías Técnicas de Madera en Construcción, que ASEMAD ha elaborado en colaboración con el Instituto Tecnológico de la Madera y Mueble (AIDIMA). Estas guías técnicas representan, una documentación única para arquitectos, ingenieros, diseñadores, interioristas y todos los técnicos especialistas que realizan su ejercicio profesional entorno al hábitat, ya que van a disponer de un soporte técnico excelente sobre las nuevas aplicaciones, soluciones y normativas técnicas que integra la madera y sus productos derivados en el ámbito de la construcción y el hábitat. Esta colección está compuesta por 4 monografías: Puertas de madera Ventanas de madera Revestimientos de interior y exterior de madera Suelos y Pavimentos de madera Están concebidas como un compendio del conocimiento científico-técnico actual. Se presentan con una estructura clara y sencilla, que permite al usuario obtener una visión global de los aspectos técnicos que se necesitan, y de cómo solucionar los principales problemas entorno al uso de la madera en construcción que se pueden encontrar en los diferentes proyectos. Ver en la fuente original.

Soluciones de Aislamiento con Poliestireno Extruido (XPS)
  • 1 jul. 2015

  • 3455

Soluciones de Aislamiento con Poliestireno Extruido (XPS)

Materiales y sistemas constructivos El sector de la edificación, desde un punto de vista energético, comprende los servicios que tienen un mayor peso sobre el consumo energético de los edificios, representando el 17% del consumo de energía final nacional, del que corresponde un 10% al sector doméstico y un 7% al sector terciario. De éstos, el consumo energético de la calefacción y el aire acondicionado supone aproximadamente la mitad del consumo total de energía del edificio. La mejora del aislamiento térmico de un edificio puede suponer ahorros energéticos, económicos y de emisiones de CO2 del 30% en el consumo de calefacción y aire acondicionado, por disminución de las pérdidas. Las reformas importantes de los edificios existentes son una buena oportunidad para tomar medidas eficaces con el fin de aumentar su rendimiento energético, tal como propone la Directiva 2002/91/CE de eficiencia energética de los edificios. Para cumplir esta directiva, en España se han generado tres documentos legales nuevos: el Código Técnico de la Edificación, el nuevo RITE (revisado del de 1998) y la Certificación Energética de Edificios. Como consecuencia de esta nueva legislación se puso en marcha el Plan de Acción de la Estrategia de Ahorro y Eficiencia Energética 2005-2012, por el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio. En la primera edición de este Plan –trienio 2005- 2007– se establecen diferentes medidas para todos los sectores de la actividad económica nacional: edificios, industria, transporte, serviciospúblicos, equipamiento residencial, agricultura, pesca y transformación de la energía. El cumplimiento de sus objetivos puede significar el ahorro de 12 millones de toneladas equivalentes de petróleo, la reducción de un 20% de las importaciones de petróleo y una reducción de emisiones de CO2 de 32,5 millones de toneladas. Destaca en el Plan de Acción 2005-2007 (PAE4) la medida de “rehabilitación de la envolvente térmica de los edificios existentes”, cuyo objetivo es reducir la demanda energética en calefacción y refrigeración en el sector de edificios exi tentes, mediante la aplicación de criterios de eficiencia energética en la rehabilitación de su envolvente térmica. En la segunda edición de este Plan de Acción 2008-2012 (PAE4+) se incluyen 3 medidas estratégicas para el sector edificación dirigidas al parque de edificios existentes, dos de ellas afectan al aislamiento y la tercera a mejora en instalaciones energéticas. Así pues, como primera medida está prevista la rehabilitación de la envolvente térmica en los edificios existentes, cuyo objetivo es red cir su demanda energética en calefacción y refrigeración, mediante la aplicación de criterios de eficiencia energética en la rehabilitación de su envolvente térmica. Se destinan a ello 175 millones de euros como apoyo público, y se espera obtener un ahorro asociado de 2,17 millones de toneladas equivalentes de petróleo en energía primaria y de 5,23 millones de ton ladas de CO2 en reducción de emisiones. La segunda medida consiste en promover edificios con alta calificación energética (Clase A  o B), bien pro edentes de nueva construcción o de la rehabilitación de edificios existentes. Para ello se habilita una línea de ayudas de 209 millones de euros, previéndose conseguir el ahorro asociado en energía primaria de 2 millones de toneladas equivalentes de petróleo y la reducción de emisiones de 5,32 millones de toneladas de CO2. Para la comprensión general de esta guía, se entenderá como envolvente térmica del edificio, tanto los cerramientos del edificio que separan los recintos habitables del ambiente exterior (cubiertas y fachadas) como las particiones interiores que separan los recintos habitables de los no habitables, que a su vez estén en contacto con el ambiente exterior. En esta guía se describen las siguientes soluciones técnicas para incorporar planchas de aislamiento térmico de poliestireno extruido (XPS) en obras de rehabilitación de edificios existentes y para las siguientes aplicaciones: 1 Rehabilitación de azotea invertida no transitable y azotea invertida transitable. 2 Rehabilitación de tejado aislado bajo teja. 3 Rehabilitación de fachada aislada por el exterior para revestir directamente sobre la plancha aislante. 4 Rehabilitación de fachada Ventilada. 5 Rehabilitación de fachada, medianera o techo aislados por el interior para revestir con yeso in situ directamente sobre la plancha aislante. 6 Rehabilitación de fachada, medianera o techo aislados por el interior para revestir con yeso laminado. 7 Rehabilitación de suelo o pavimento doméstico.  El XPS, espuma de poliestireno extruido, es un material aislante que, debido a sus excepcionales propiedades, es ampliamente utilizado en la industria de la construcción. Durante sus más de 50 años de historia ha puesto de manifiesto cotidianamente su alta resistencia a la compresión, su prácticamente nula absorción deagua, excelente comportamiento como aislante térmico y una excepcional durabilidad, manteniéndose inalterable con el paso del tiempo. Ver en la fuente original.

Guía de la baldosa cerámica (2019)
  • 28 ene. 2020

  • 2359

Guía de la baldosa cerámica (2019)

Materiales y sistemas constructivos La Guía de la baldosa cerámica (DRB 01/11) forma parte de la Serie guías de la calidad de producto. Esta Guía fue aprobada por la Generalitat Valenciana como documento reconocido para la calidad en la edificación por la Generalitat Valenciana el 14 de diciembre de 2011. La novedad más destacada que se ha aportado en la presente edición, a partir de la revisión y actualización de la edición anterior de la Guía, es: Revisada y actualizada conforme a la UNE 138002: “Reglas generales para la ejecución de revestimientos con baldosas cerámicas por adherencia” https://www.five.es/tienda-ive/guia-de-la-baldosa-ceramica-2019/